A la hora de elegir el mejor lugar donde fondear, la mayoría suele tener razón

Desembarco en la larga y bonita playa de Mortoli (Córcega)
Hace años, llegando a la playa corsa de Mortoli, veíamos a todos los barcos fondeados en su extremo NE, dejando libre el resto de playa. "Ellos se lo pierden", pensé, fondeando en una despejada zona más al sur. A media mañana comprendí sus razones, cuando la fuerte brisa local incomodó nuestro fondeo y el rincón al NE quedaba a buen resguardo. A menudo hay detalles que alertan sobre la protección de un fondeo. Si la toponimia define un lugar como 'porto' ya advierte de su protección a los vientos dominantes. Las casetas de varada de las Pitiusas también señalan rincones resguardados, lo mismo que los campos de boyas. Y cuando fallan estas señales: La mayoría suele tener razón.