Primera prueba: Nuva M6:

Mar Abierto - El casco dela Nuva M6 tiene un cómodo paso por la ola.
Mar Abierto  - La bañera del Nuva M6 es tiene una distribución muy agradable en
Mar Abierto - Los bancos enfrentados pueden convertirse en un solario de banda a
Mar Abierto - La litera doble, el WC químico y la ducha en la bañera invitan a s

Una pequeña cabinada buena, bonita, barata y Made in Spain

Segundo modelo de Nuva Yachts tras su singular MS6, el motorsailer combinando la vela y velocidades de planeo a motor FB. La nueva Nuva M6 es una lancha cabinada con una apuesta más convencional y posiblemente más comercial. Esta motora aprovecha la polivalente cubierta de la MS6, pero con un casco de nuevo cuño puesto a punto con la colaboración del gabinete barcelonés de diseño BYD Group.

La tarjeta de presentación de la M6 es apetecible, Nuva Yachts ofrece por 35.900 € una lancha de 6 m. con motor FB Yamaha F100 FETX de 100 CV que se puede manejar con la Licencia de Navegación. El nuevo modelo tiene una pequeña cabina con litera doble y WC químico y en su cubierta no faltan las superficies para tomar el sol ni los espacios para que toda la tripulación (hasta 8 pax) puedan sentarse relajadamente.
Probamos la M6 en un día invernal, desapacible, casi lluvioso y con un mar de fondo persistente. En absoluto un día para salir a disfrutar de una vuelta en barco, pero sí un día interesante para poner a prueba cualquier casco rápido.
Con 3 personas a bordo y poco combustible, el barco alcanzó los 28 nudos en aguas abrigadas, una velocidad considerable para una lancha familiar de esta eslora. Pero lo más interesante es que la M6 aguantaba sin problemas velocidades de casi 20 nudos en aguas más abiertas, con un paso por la ola suave, sin pantocazos y sin tendencia a pinchar las olas de proa.
El casco de la M6, diseñado por Nuva Yachts en colaboración con el gabinete BYD Group tiene una proa estrecha y de roda bastante vertical, que entra fácil en el agua y va cogiendo calado a lo largo de la eslora hasta aplanarse ligeramente hacia popa. Es un diseño muy en línea con las modernas tendencias en este tipo de motoras.
Ningún problema tampoco en los giros, siempre suaves y sin querencia a dejar la cola ‘al aire’ en viradas más cerradas. Con el FB Yamaha de 100 CV, el barco alcanzó el planeo en 4 seg., y la velocidad máxima en menos de 15 segundos, agradeciéndose que la proa se mantuviera prácticamente horizontal durante las aceleraciones. Según el astillero, la autonomía (depósito de 120 l.) de la M6 con el 100 CV alcanza las 100 millas en régimen máximo y se puede estirar hasta las 120 millas estabilizando la velocidad de crucero sobre los 17 nudos.
Los 100 CV de la unidad de pruebas se mostraron suficientes, pero es bien posible que la opción de 150 CV (38.900 €) sea más alegre y equilibrada en salidas vacacionales con el barco al completo de carga. La motorización máxima admitida de 200 CV (42.900 €) se antoja excesiva a primera vista para un casco de apenas 5,55 m. de eslora de flotación y solo 1.200 kg. de desplazamiento.

Versatilidad de cubierta
El solario de proa cumple bien con su cometido al ser completamente plano y tener el frontal del parabrisas como eventual apoyo de la espalda. Estas cualidades se difuminan con el barco navegando y amarrando por proa, pues la proa es estrecha y su inestabilidad en parado incomoda en las maniobras de amarre. Bien por los pasamanos en todo el perímetro del solario y por el pozo de anclas –sin roldana- enrasado en el suelo.
El puesto de gobierno, con banqueta biplaza, tiene una buena visibilidad en los 360° del horizonte y tanto el volante como los mandos quedan ergonómicamente ubicados. En el panel de instrumentos, de moderna fibra tintada en negro, hay suficiente espacio para la electrónica del motor y de navegación.
El respaldo de la banqueta (que en la producción definitiva contará con seguro) queda a una buena altura para hacer de apoyo conduciendo de pie, si bien el parabrisas agradecería algo más de altura para proteger mejor el torso.
La bañera de popa es ciertamente amplia y confortable en puerto o en fondeo. Las dos banquetas enfrentadas –ambas con cofre bajo el asiento- y la mesa central desmontable permiten montar rápidamente un comedor al aire libre o un solario de banda a banda, con posibilidad de sombrear la zona con la toldilla que viene de serie con el barco. El paso a las dos plataformas de popa no es modélico, pero resulta suficiente y la escala de baño se escamotea bajo una de estas plataformas.
En navegación, la comodidad de la bañera pierde algunos puntos. Los bancos laterales no son la posición más ergonómica cuando hay un poco de mar y la ausencia de asideros laterales en esta parte del barco no contribuye a arreglar las cosas.
Destacar finalmente la práctica cabina del M6. En su interior hay espacio para una litera doble y un WC químico. No es una acomodación para largos cruceros, pero entre la acomodación nocturna, la habitabilidad del barco en cubierta y los 55 l. de agua dulce de la ducha exterior se puede pensar en agradables salidas de fin de semana.

Características: LOA: 6,60 m., HL: 5,99 m., LWL: 5,55 m., BMAX: 2,47 m., Cal.: 0,32 m. (0,74 con la cola bajada), Desp.: 1.207 kg., Agua: 55 l., Combustible: 120 l. Potencia: FB 100 a 200 CV, Motor prueba: Yamaha F100 FETX 4T, 4 cil. en línea, 1.832 cc, 100 CV a 6.000 rpm, Diseño: BYD Group / Nuva Yacht, Constructor: Nuva Yacht (www.nuvayachts.com/es)

por: Enric Roselló