Garmin baja sus ventas un 9% en el 2º trimestre 2020

Mar Abierto . La División Fitness de Garmin sube un 17% en el 2º trimestre 2020

Garmin anuncia sus resultados del segundo trimestre de 2020, con una facturación global de 870 M$ que supone una bajada del 9% respecto al mismo período del año anterior. Los resultados muestran, pese a ser negativos respecto a las cifras 2019, la resistencia de la firma a los efectos del COVID-19 y el aumento de ventas en nàutica y fitness compensa la evolución negativa de outdoor, aviación y automoción.
En palabras de Salvador Alcover, director general de Garmin Iberia: “Ha sido un período singular y lleno de retos que nos deja unos sólidos resultados financieros de los que nos sentimos especialmente satisfechos. Estos datos reafirman el modelo de negocio de la compañía y el trabajo de Garmin para seguir ofreciendo una gran variedad de productos adaptables y útiles en diferentes situaciones”.

Datos por sectores
En la división Náutica, el incremento de ventas ha sido de un 4%, con un margen bruto y operativo del 59% y el 28%, respectivamente. Este aumento se debe a la buena marcha de productos como los plotters y la tecnología Panoptix, o la buena aceptación del quatix 6 y su versión quatix 6x Solar.
La división de Fitness ha crecido un 17% durante el 2º trimestre del año gracias a la consolidación de dispositivos wearables como el Venu y vívoactive 4, de las contribuciones de los rodillos Tacx para ciclismo indoor. El margen bruto y operativo ha sido del 53% y el 24%, respectivamente.
En Outdoor, los ingresos disminuyeron un 2%, pero la demanda de relojes de aventura, como la gama fēnix® 6, ha compensado el descenso de los GPS de mano. En este sector el margen bruto y operativo ha sido del 65% y 33%, respectivamente.
El segmento de Aviación ha disminuido sus ingresos en un 31% debido a que la crisis del COVID-19 afecto negativamente en los productos suministrados directamente por fabricantes y en postventa. El margen bruto y operativo han sido del 73% y 12%, respectivamente.
Finalmente, el segmento de Automoción ha caído un 46%, muy tocada la crisis del COVID-19 en la conducción y en la producción automovilística. El margen bruto ha sido del 47%.