X Lluna Plena: Regata nocturna de verano

Mar Abierto - La salida de la Lluna Plena se da prácticamente con la puesta del

(17/7/19) Hace diez años el Club Nàutic Premia organiza la singular regata Lluna Plena. En esta regata de talante abierto y festivo compiten tanto las tripulaciones más asiduas como las más ocasionales en las regatas. Como su nombre adelanta, la regata tiene la singularidad de coincidir en el calendario con la primera luna llega del verano. Otra singularidad de esta prueba es que la salida del recorrido de 6 millas entre balizas se da prácticamente cuando el sol se pone en el horizonte, lo que implica navegar entre penumbra todo el recorrido y la llegada nocturna para la mayoría de los participantes. Terminada la regata, una festiva barbacoa en las terrazas del club es la perfecta bienvenida de las tripulaciones llagadas desde de distintos clubes náuticos barceloneses a la temporada de verano.
Hasta 34 tripulaciones, repartidas casi equitativamente entre Crucero y Regata, se dieron cita este año en la salida de la Lluna Plena el sábado 13 de julio. Un viento del Sur de entre 5 y 11 nudos de intensidad permitió navegar con alegría y el mejor en la clase Crucero fue el Oceanis 350 ‘Love26’ de Ernesto Sanchez (CN Premià), seguido del First 35 ‘Tagomago’ de Josep Maria Fontanals (CN Masnou) y del Ro 330 ‘JAC’ de Alex Rostoll (CN Premià).
En la categoría Regata, el primero fue First 31.7 ‘Amarena II’ de Giacomo Nichilo (CV Mataró), seguido a solo cuatro segundos por el Dehlar 35 ‘Fabulastic’ de Adam Mora (CV Mataró) y por el First 27.7 ‘Biralau’ de Vincent Gonnord (CV Mataró).
En esta ocasión, y por primera vez, la regata incluía un concurso paralelo de pesca –también nocturna- en el que participaron 16 embarcaciones, con 39 pescadores obteniendo capturas por más de 34 kg. El ganador fue Iván Martínez (Jorca IV) con un peso total de 4,57 kg, segunda quedó la embarcación Amparo, que sacó la pieza mayor, y el tercer clasificado fue la embarcación ‘ComoEs’ de Jordi Roig.
Regata y pesca niocturnas fueron la perfecta excusa para que las flotas de vela y pesca confraternizaran y disfrutaron conjuntamente de una simpática fiesta en las flamantes instalaciones de Club Nautic Premia, estrenadas hace apenas un año.