Tras ganar la regata definitiva, Nueva Zelanda mantiene en sus vitrinas la 36ª Copa América

Mar Abierto - Alegría a bordo de la tripulación del 'Emirates Team New Zealand'

(17/mar/21) No ha habido emoción ni angustias y el ‘Emirates Team New Zealand’ se ha llevado la Copa América en el primer match-point que ha tenido. Tras acabar empatando a 3 victorias con el ‘Luna Rossa’ en las 6 primeras mantas disputadas, el equipo local ha encadenado 4 victorias consecutivas que la dan los 7 puntos necesarios para ser en mejor de los 13 match-race previstos.

Ganar la última manga para cerrar el trofeo no siempre es tarea fácil. Los representantes del Royal New Zealand Yacht Squadron lo hicieron a la primera ocasión que tuvieron, inscribiendo por cuarta vez su nombre en el preciado trofeo.
La vela es el deporte rey en Nueva Zelanda y casi la totalidad de los 5 millones de habitantes de esta país estaban en los muelles de Auckland o frente a su televisor viendo la última manga. Las previsiones eran de un viento suave, entre 7 y 10 nudos, que se hizo esperar. Tras media hora de aplazamiento, los italianos entraban por babor en la línea de salida buscando salir amurados a estribor y controlando el lado derecho del campo de regatas.
Los italianos llegaban un poco sobrados de tiempo a la línea y una hábil filigrana de Peter Burling a los mandos del ‘ETNZ’, retrasando ligeramente su AC75 en la pre-salida, les permitió ganar la ansiada posición a barlovento y el control del lado derecho, que fueron a buscar de inmediato en una virada. El ‘Luna Rossa’ empezaba con mal pie su última manga y la ventaja del barco neozelandés fue constante a lo largo de toda la manga, demostrando una velocidad, una táctica y un conocimiento del campo de regatas un escalón por encima de los italianos.
El ‘ETNZ’ pasó la primera baliza con 7 segundos de ventaja sobre el ‘Luna Rossa’ y su liderato nunca estuvo en entredicho en toda la manga, ganando al final por 46 segundos, un tiempo que con estos rápidos AC75 supone unos 700 metros de ventaja.
‘Emirates Team New Zealand’ y ‘Luna Rossa’ llegaban a esta edición de la Copa América como el defensor y el aspirante oficiales, lo que les daba a priori una ventaja técnica de conocimientos sobre las reglas de clase del nuevo AC75. El nuevo velero con foils se estrenaba en esta 36 edición del trofeo deportivo más antiguo de cuantos actualmente se disputan. La teórica ventaja del 'defender' y del 'challenger' se ha puesto en evidencia en el agua.