J/70 Villalia Series: Ono-Eurofrits-Aviko se lleva la primera cita

Mar Abierto - El “Ono-Eurofrits-Aviko” Alfredo González liderando uno de los pas

(9/mar/20) El J70 del “Ono-Eurofrits-Aviko”, con Alfredo González (RCN de Arrecife) a la caña, es el ganador del primer acto de las Villalia Spring Series tras la anulación de la segunda jornada -a disputar ayer domingo- por falta de viento. La cita contó con la presencia de cerca de una veintena de J/70, con tripulaciones llegadas de toda la geografía española.
La Villalia comenzó el sábado 7 y estuvo organizada por la Clase J70 y el RCN de Vigo. La segunda plaza se la adjudicó el “Patakín” del CdM de Mallorca patroneado por Luis Albert, con el “Mercedes Benz” de Luis Martínez Doreste (RCN de Barcelona) en la tercera plaza.
El sábado hubo buenas condiciones para competir, con vientos de 6 a 10 nudos del W y mar rizada. Fue una jornada ágil y rápida, disputándose las cuatro mangas previstas. Las victorias parciales fueron para cuatro barcos diferentes, lo que da una idea de la igualdad de estas Villalia Series: “Patakín”, “Marnatura 1”, “Merces Benz” y el finalmente líder “Ono-Eurofrits-Aviko” lograron las victorias parciales.
Había expectación en el debut de Luis Martínez Doreste en la clase como caña del “Mercedes Benz”. La tripulación llegaba con una reciente victoria parcial en las Barcelona Winter Series del RCNB y en Vigo obtuvieron unos parciales de 7-7-1-6 que les relegaron a la tercera posición final.
Entre los navegantes locales destacaba el “Marnatura” de Luis Bugallo (4º) y la flota del norte gallego estaba bien representada por “Solventis” de Malalo Bermúdez, 5º al término de la regata.
Sorpresa con dos de los favoritos; el “La Guardia & Moreira” de Gonzalo Araújo quedó 7º y el “Noticia” de Pichu Torcida RCM de Santander acabó 8º.
La anécdota la protagonizaron los tres patrones ourensanos de la familia Pérez-Canal, que quedaron prácticamente empatados a puntos en las posiciones 11, 12 y 13 con el “Abril Verde”, “Bosch Service Solutions” y “Abril Rojo”. Todo quedó en familia.